Blogia
Atlante

Cómo nace un friki

Aunque a estas alturas todo aquél al que le gusta una película o creación audiovisual de corte fantástica se declara un poco friki, en este exclusivo grupo que conquistará el mundo no se entra con tanta facilidad. En el post anterior, escrito esta mañana, ya expliqué porqué los miembros de esta especie son la siguiente fase de la evolución humana, pero lo correcto ahora es explicar cuáles fueron las causas de la evolución de estas personas hacia una forma superior.

La clave de este asunto parte de la contraposición total del individuo friki frente al humano estereotipado y socializado medio. Curiosamente, una persona evoluciona hacia este estado perfecto porque no cumple los requisitos mínimos para ser aceptado entre el rebaño de homos sapiens sociales.

Para entrar en este selecto grupo es necesario recibir el rechazo social de los humanos adaptados a la sociedad, es decir, del grupo de personas que viven con el cerebro lavado pensando que su forma de ser es la correcta única y exclusivamente porque es la más común y les satisface al conseguir objetivos físicos. La gente que desea tener su casita, un coche, un trabajo que le reporte prestigio social, pasta para irse a la playa, ponerse moreno o conocer otras partes del mundo que no le afectan para nada y resto de chorradas propias de los humanos occidentales que se auto-esclavizan y meten voluntariamente en hipotecas de naturalezas varias. El friki suele tener algún impedimento físico o social que le impide satisfacer sus necesidades en ese medio: le cuesta ser aceptado por un grupo, le es difícil caer bien a las chicas, se expresa mal, no tuvo una infancia que estimulara su actividad social o cualquier otro tipo de problema que le coloca en desventaja respecto a sus congéneres.

El mundo actual sin embargo ofrece una enorme maquinaria de consumismo destinada a acoger a estas personas y hacerlas imaginar. Con la imaginación tratan de suplir sus carencias o sentir emociones que de otro modo no podrían paladear. El friki, pues, se aísla y encuentra que en su aislamiento en casa de sus padres nada le falta. De este modo, tenemos el caldo de cultivo adecuado para que se geste la forma de vida superior. Esta persona no desarrollará jamás unas cualidades sociales a destacar, pero se encontrará con que vivir independientemente del resto de la humanidad proporciona paz y tranquilidad. También descubre, como ya decía en el post anterior, que los humanos socializados, los adaptados, les envidian y en su ignorancia, interpretan sus intentos de compartir sus aficiones con otros como ellos como ridiculeces.

Conclusión: La industria del entretenimiento imaginativo se convierte en el único modo de acercamiento entre personas que no han podido desarrollar sus capacidades sociales o se alejaron de ese entorno asustados por algunos fracasos iniciales o simplemente juzgaron más sencillo vivir de la fantasía que de la difícil realidad. Pero al hacerlo, entraron en un entorno en el que viven infinitamente mejor que el resto de la sociedad, recordemos que imaginar es gratis.

Advertencia: Si alguien está leyendo esto, que note que esta entrada se encuentra bajo el tema “Imaginación” así que no haga demasiado caso, sólo lo escribo para divertirme un rato.

Un experimento:

Observa los siguiente vídeos en youtube, si alguno de ellos te parece patético no eres un friki y por tanto, eres una forma de vida inferior que será pronto sustituida. Allá tú. Yo de ti entrenaría hasta verlo como gente normal que hace su vida a su manera y advierte que ellos vivirán siempre sin preocupaciones, no como tú.

Escenificación del comecocos durante el día del orgullo friki.

Lucha de espadas durante el día del orgullo friki.

Weird Al Yankovic cantando “the saga begins”

París Hilton presentando la línea caliente friki


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres